Fe católica: Por fin comprendí el gran significado del nombre de Dios

Libros de la Biblia

En la Era de la Ley, Dios tomó el nombre de Yahvé; en la Era de la Gracia, Él tomó el nombre de Jesús, y el libro de Apocalipsis profetizó que Dios tendría otro nuevo nombre. ¿Por qué Dios cambia de nombre? Casi cierro puerta al regreso del Señor Jesús porque no entendí este aspecto de la verdad. Pero al final, después de un período de búsqueda e investigación, finalmente comprendí los misterios detrás del nombre de Dios y acogí con beneplácito el regreso del Señor Jesús.

1. Albergando nociones, cerrándole la puerta a Dios

En setiembre del 2017, un amigo mío invitó al hermano Yang a compartir un sermón con nosotros. Ese día fui al lugar designado antes de tiempo y después de que todos intercambiaron saludos, comenzamos nuestro estudio bíblico.

El hermano Yang nos compartió sobre la obra de Dios sobre la salvación de la humanidad, integrando la Biblia. Habló sobre la obra de Yahvé en la Era de la Ley, la obra del Señor Jesús de la crucifixión en la Era de la Gracia y luego las profecías en el libro de Apocalipsis en que Dios abriría el rollo de pergamino y siete sellos en los últimos días. También se profetizó en el Apocalipsis que Dios hablaría a todas las iglesias y que todos lo que tienen oídos deben oír. No importa si son cristianos, católicos u ortodoxos orientales, todos deben ser vírgenes prudentes y prestar atención a la voz de Dios para que puedan recibir el regreso del Señor Jesús. El sermón del hermano Yang estaba bien razonado y lleno de luz; fue realmente beneficioso para mí. Yo había creído en Dios durante décadas, pero nunca había escuchado a nadie explicar la obra de Dios de salvar a la humanidad tan claramente. Me sentí muy feliz y anhelaba seguir escuchando al hermano Yang.

Luego del almuerzo, el hermano Yang sonrió y dijo: “La Biblia dice en 1 Pedro 4:17: ‘Porque es tiempo de que el juicio comience por la casa de Dios; […]’ De esto, está claro que cuando Dios regrese en los últimos días, Él debe hacer una etapa de la obra de juicio y purificación, para clasificar a todas las personas según su especie y al final aquellos que están limpios de sus caracteres satánicos entrarán en el reino de los cielos. El Señor Jesús ya ha regresado y ha realizado la obra del juicio comenzando con la casa de Dios y el rollo de pergamino profetizado en el libro del Apocalipsis ha sido abierto. Hermana, ¿le gustaría leer las palabras pronunciadas por Dios en los últimos días?”

“¿Hm? ¿El Señor ha regresado? ¿Se ha abierto el rollo de pergamino?” Me sorprendió mucho escuchar al hermano Yang decir esto. Pensando en el misterioso pergamino de piel de oveja, abierto, cubierto con palabras en ambos lados, me sentí increíblemente emocionada. El hermano Yang me entregó un libro, y al tomarlo le pregunté: “¿Este es el rollo de pergamino abierto por Dios?” No podía esperar para abrirlo, pero tan pronto como fui a la parte posterior del libro y vi estas palabras “publicado por la Iglesia de Dios Todopoderoso” Estaba aturdida. Pensé: “¿Podría el hermano Yang ser realmente miembro de la iglesia de Dios Todopoderoso?” Sentí un poco de disgusto y pensé: “He escuchado que los miembros de Dios de la iglesia de Dios Todopoderoso creen que se llama Dios Todopoderoso, pero el Dios que estoy esperando se llama Jesús. ¿Cómo podría ser llamado Dios Todopoderoso? No, tengo que dar a esto más pensamiento. Entonces dije: “lo siento, necesito estar en la tienda por la noche. Eso es todo por hoy”. El hermano Yang vio que me estaba levantando para irme y me aconsejó: “Hermana, debemos escuchar atentamente las palabras pronunciadas por Dios. Si usted tiene alguna pregunta, podemos buscar y orar juntos”. También dijo que las ovejas de Dios escuchan Su voz y me pide que ore y busque más para obtener la guía de Dios.

2. En medio de una batalla, una vez más Dios envía a un mensajero a tocar a la puerta

En los últimos días, cada vez que pensaba en lo compartido por el hermano Yang desde ese día, había una batalla sin fin en mi corazón. “Lo compartido por el hermano Yang realmente poseía luz y la guía del Espíritu Santo. Si Dios Todopoderoso es el Señor Jesús que regresó, si no lo escucho, ¿no estaré cerrando la puerta a Dios? Pero está muy claro que el nombre de Dios es Jesús, así que, ¿cómo podría ser llamado Dios Todopoderoso?” Cuanto más pensaba en ello, más enredada me sentía. No sabía si debía seguir buscando o no. Más tarde pensé en los principales sacerdotes, escribas y fariseos de la Era de la Ley, que habían servido a Dios durante toda su vida y siempre estaban llamando el nombre de Jehová, pero que cuando el Señor Jesús vino entre la humanidad para realizar Su obra, se aferraron a sus propias convicciones, creyendo que cualquiera que no fuera llamado Mesías no era Dios. Así se resistieron y condenaron al Señor Jesús y lo clavaron en la cruz. Debería aprender de las lecciones amargas del fracaso de los que estuvieron antes, ¡no puedo caminar por el mismo camino equivocado que ellos tomaron!

Dos días después, el hermano Yang, la hermana Zhang, y mi amiga de la iglesia, la Sra. Fang, vinieron a verme a la tienda. La Sra. Fang compartió entonces sus experiencias de cuando era rebelde y se resistía, y luego ganó confianza en la obra de Dios Todopoderoso de los últimos días. Estaba muy conmovida y estaba dispuesta a seguir debatiéndoles el regreso del Señor.

Entonces me abrí y compartí la confusión que tenía dentro de mí. “He creído en el Señor junto con mi madre desde que era pequeña. He orado en nombre del Señor Jesús la mitad de mi vida y he disfrutado de muchas bendiciones del Señor. El Señor es claramente llamado Jesús, pero ahora usted dice que el Señor está hablando bajo el nombre de Dios Todopoderoso. ¿De qué se trata esto? Si acepto el nombre de Dios Todopoderoso, ¿no es eso traicionar al Señor Jesús?”

El hermano Yang respondió con calma: “Hermana, es perfectamente normal que seamos incapaces de aceptar inmediatamente que el Señor está realizando una nueva obra bajo el nombre de Dios Todopoderoso. Esto se debe a nuestra falta de claridad en cuanto a la verdad sobre el nombre de Dios. Pensemos en ello: en la Era de la Ley, el nombre de Dios era Jehová, pero entonces Su nombre cambió a Jesús en la Era de la Gracia. ¿Aceptar el nombre de Jesús es traicionar a Jehová Dios?”

Yo estaba sorprendida por las palabras del hermano, y dijo rápidamente: “Por supuesto que no. El Señor Jesús y Jehová son el mismo Dios”.

El hermano Yang sonrió y dijo: “Hermana, ya que Jehová y Jesús son el mismo Dios, ¿por qué Jehová cambió Su nombre al de Jesús? Después de orar al Señor durante décadas, ¿sabemos por qué es llamado Jesús? ¿Conocemos el misterio que hay detrás del nombre de Dios?”

No dije nada, pero pensé: “¿Dónde puedo aprender acerca de este misterio?”

Al ver que no decía nada, el hermano Yang sacó el teléfono y encuentra dos pasajes de la palabra de Dios Todopoderoso para que yo leyera.

3. El significado de los nombres de Jehová Dios y Jesús

Leí estas palabras de Dios Todopoderoso: “¿Por qué son Jehová y Jesús uno, pero se les llama por nombres diferentes en eras diferentes? ¿Acaso no es porque las eras de Su obra son distintas? ¿Podría un solo nombre representar a Dios en Su totalidad? Siendo esto así, se debe llamar a Dios por un nombre diferente en una era diferente y Él debe usar el nombre para cambiar la era y representarla. Porque ningún nombre puede representar totalmente a Dios mismo y cada nombre sólo puede representar el aspecto temporal del carácter de Dios en una era dada; todo lo que necesita hacer es representar Su obra. Por tanto, Dios puede escoger cualquier nombre que encaje con Su carácter para representar a toda la era” (“El Salvador ya ha regresado en una ‘nube blanca’”). “‘Jehová’ es el nombre que adopté durante Mi obra en Israel, y significa el Dios de los israelitas (el pueblo escogido de Dios) que puede tener compasión del hombre, maldecirlo, y guiar su vida. Significa el Dios que posee gran poder y está lleno de sabiduría. ‘Jesús’ es Emanuel, y significa la ofrenda por el pecado que está llena de amor, de compasión, y redime al hombre. Él realizó la obra de la Era de la Gracia, y representa la Era de la Gracia, y sólo puede representar una parte del plan de gestión. […] En cada era y etapa de la obra, Mi nombre no carece de base, sino que tiene un significado representativo: cada nombre representa una era” (“El Salvador ya ha regresado en una ‘nube blanca’”).

El hermano Yang dijo: “De las palabras de Dios Todopoderoso vemos que el nombre de Dios dado en cada época siempre es significativo; representan la obra que Dios realiza y el carácter que Dios expresa en esa Era. Todos sabemos que la primera humanidad no sabía nada; no sabían cómo vivir, cómo interactuar con los demás y cómo adorar a Dios y dejar que Dios sea exaltado. Entonces, en el nombre de Jehová, Dios comenzó Su obra en la Era de la Ley de acuerdo con las necesidades de la humanidad. El carácter que Él expresó fue el de la misericordia, la maldición, la majestad y la ira. Dios usó a Moisés para proclamar Sus leyes y mandamientos y para que supieran que Dios creó los cielos, la tierra y todas las cosas, cómo debían realizar los sacrificios y cómo adorar a Dios, lo que es bueno y lo que es malo y así sucesivamente. Aquellos que violaran la ley serían apedreados hasta la muerte, o quemados por el fuego celestial, mientras que aquellos que cumplieran con la ley ganarían la misericordia y las bendiciones de Dios. Dios estandarizó su comportamiento y los guió para tener una vida donde reinara el orden y la regulación. Durante el período posterior a la Era de la Ley, la humanidad se volvió cada vez más corrupta por Satanás y fueron incapaces de guardar las leyes y los mandamientos, por lo que todos ellos se enfrentaron al peligro de ser ejecutado por la ley. Solo cuando Dios se convirtió en carne para servir como ofrenda por el pecado del hombre y cargar con los pecados del hombre, es que el hombre podría estar calificado para venir ante Dios. Por lo tanto, Dios realizó una etapa de Su obra de redención de la humanidad con el nombre de Jesús, expresó el carácter de misericordia y amor, trajo el camino del arrepentimiento, enseñó al hombre a ser tolerante y paciente y a amar a nuestros enemigos y así sucesivamente. También sanó los enfermos, echó fuera demonios y trajo a la humanidad gracia rica y generosa. Por fin, el Señor Jesús fue crucificado y completó Su obra de redención y mientras aceptábamos Su obra redentora y orabamos en Su nombre, podíamos ser perdonados y disfrutar de la paz y la alegría que provienen de Dios. Podemos ver desde las dos etapas previas de la obra de Dios que Él toma diferentes nombres en diferentes eras según los requerimientos de Su obra, así como de las necesidades de la humanidad corrupta. De esta manera podemos conocer más a Dios y no delimitaremos lo que Dios tiene y es”.

Después de escuchar las palabras de Dios Todopoderoso y lo que el hermano Yang compartió, de repente me di cuenta de que: “¡Así que el nombre que Dios toma está basado en los requisitos de Su obra y nuestras necesidades, la humanidad corrupta! No importa el nombre que tome en cuál era, todos ellos representan Su obra y disposición en esa era y todos ellos son significativos. He creído en el Señor todos estos años y he estado orando al Señor todos los días, pero nunca supe qué profundo significado había en Su nombre. Y en el pasado nunca entendí por qué el carácter de Jehová era tan majestuoso en la Era de la Ley, por qué aquellos que violaron la ley fueron incinerados y condenados, pero el Señor Jesús estaba lleno de misericordia y amor por las personas y dijo que perdonaran a otros setenta veces siete. Resulta que es porque la obra era diferente y los caracteres que Dios expresó también eran diferentes. ¡Esto contiene las buenas intenciones de Dios para salvar a la humanidad!”

4. El libro del Apocalipsis profetizó que Dios tendría un nuevo nombre

El hermano Yang continuó: “Dios quiere salvarnos plenamente de las garras de Satanás y traernos al Reino, pero la obra de redención que el Señor Jesús realizó en la Era de la Gracia fue solo para perdonar nuestros pecados. Nuestra naturaleza de pecado sigue arraigada profundamente, por lo que todavía no podemos controlarnos y nos rebelamos y resistimos al Señor. Vivimos dentro del círculo vicioso de pecar y confesarnos; todavía no somos aptos para entrar en el reino de los Cielos. Es por eso que Dios Todopoderoso de los últimos días ha realizado otro paso de la obra del juicio sobre el fundamento de la obra del Señor Jesús para transformar y limpiar nuestro carácter corrupto. Esto nos permite deshacernos completamente de las ataduras del pecado y convertirnos en personas que genuinamente obedecen y aman a Dios, que están calificados para entrar en el reino de Dios y vivir con Él para siempre. Hermana, Dios tomó el nombre de Jehová en la Era de la Ley y el de Jesús en la Era de la Gracia; Dios tiene diferentes nombres en diferentes eras. ¿Crees que cuando Dios regrese en los ´últimos días, Él siga usando el nombre de Jesús para representar Su nueva obra?”

Al oír su pregunta, me dije: “Probablemente no”.

El hermano Yang sonrió y dijo: “Eso es correcto. Hay una nueva obra en una nueva Era, por lo que Dios toma un nombre que es representativo de la Era. Él representa y cambia la Era con Sus nombres. Leamos Apocalipsis capítulo 3, versículo 12”.

Abrí apresuradamente la Biblia y leí este versículo, “Al vencedor le haré una columna en el templo de mi Dios, y nunca más saldrá de allí; escribiré sobre él el nombre de mi Dios, y el nombre de la ciudad de mi Dios, la nueva Jerusalén, que desciende del cielo de mi Dios, y mi nombre nuevo”.

El hermano Yang dijo: “Este versículo indica claramente que Dios tendrá un nuevo nombre en los últimos días. Ya que es un nombre nuevo, ya no debería ser Jesús. Entonces, ¿cuál será el nuevo nombre del Señor cuando regrese? Vamos a leer: Apocalipsis 1:8, ‘Yo soy el Alfa y la Omega —dice el Señor Dios— el que es y que era y que ha de venir, el Todopoderoso’”.

Oyendo esto, me di cuenta de pronto. “¡Ay, el nuevo nombre de Dios como Dios Todopoderoso realmente está escrito aquí! He leído la Biblia un poco, pero nunca me había fijado en verso. En realidad, pensé que era una creyente devota. ¡Pero resulta que no sé nada!”

5. El significado de Dios tomando el nombre de “Dios Todopoderoso” en los últimos días

La Sra. Fang continuó diciendo: “Podemos ver las profecías en el libro de Apocalipsis que el nuevo nombre de Dios en los últimos días es el Todopoderoso, es decir, Dios Todopoderoso. Entonces, ¿sabemos por qué Dios toma el nombre de Dios Todopoderoso en los últimos días? ¿Cuál es el significado de este nombre? Leamos un par de pasajes de las palabras de Dios Todopoderoso” Al decir esto, la Sra. Fang abrió en las palabras de Dios Todopoderoso y leyó, “La obra de Dios a lo largo de toda Su gestión es perfectamente clara: la Era de la Gracia es la Era de la Gracia, y los últimos días son los últimos días. Existen claras diferencias entre cada era, porque en cada una de ellas Dios hace una obra que representa a esa era. Para que se lleve a cabo la obra de los últimos días, debe haber fuego, juicio, castigo, ira y destrucción que pondrán fin a la era. […] Por tanto, durante la Era de la Ley, el nombre de Dios fue Jehová, y en la Era de la Gracia el nombre de Jesús representaba a Dios. Durante los últimos días, Su nombre es Dios Todopoderoso, el Todopoderoso, y usa Su poder para guiar al hombre, conquistarlo, ganarlo y, finalmente, concluir la era. En cada era, en cada etapa de Su obra, el carácter de Dios es evidente” (“La visión de la obra de Dios (3)”).

Una vez se me conoció como Jehová. También se me llamó el Mesías, y las personas me llamaron una vez Jesús el Salvador porque me amaban y respetaban. Pero hoy no soy el Jehová o el Jesús que las personas conocieron en tiempos pasados; soy el Dios que ha vuelto en los últimos días, el que pondrá fin a la era. Soy el Dios mismo que se levanta en los extremos de la tierra, repleto con todo Mi carácter, y lleno de autoridad, honor y gloria. […] Adopté este nombre y poseo este carácter de forma que todas las personas puedan ver que soy un Dios justo, el sol ardiente, y el fuego llameante. Es así para que todos puedan adorarme, el único Dios verdadero, y para que puedan ver Mi verdadero rostro: no soy sólo el Dios de los israelitas, y no soy sólo el Redentor, soy el Dios de todas las criaturas a través de los cielos, la tierra y los mares” (“El Salvador ya ha regresado en una ‘nube blanca’”).

La Sra. Fang pasó a compartir lo siguiente: “Nosotros, los seres humanos, hemos sido profundamente corrompidos por Satanás; estamos llenos de caracteres corruptos tales como la arrogancia y la presunción, siendo deshonestos y engañosos, egoístas y viles, malvados y codiciosos. Nos rebelamos contra Dios y nos resistimos a Él en cada rato. Con el fin de cambiar nuestros caracteres corruptos y salvarnos por completo de la influencia de Satanás, Dios ha iniciado la obra del juicio de la Era del Reino bajo el nombre de Dios Todopoderoso en los últimos días. Él se nos ha aparecido en Su carácter de justicia, majestad e ira, pronunciando palabras para revelar la verdad de nuestra corrupción por Satanás, y señalando también el camino para que cambiemos nuestro carácter. Al experimentar el juicio y el castigo de Dios, podemos conocer nuestra propia naturaleza y esencia y ver cuán profundamente pervertidos estamos por Satanás y que no nos parecemos en nada a la humanidad. También podemos conocer el carácter justo de Dios que no tolerará que la gente ofenda y ver que el carácter de Dios es vívido y real. Cuando somos débiles y negativos, las palabras de Dios nos confortan y nos apoyan; cuando somos rebeldes y nos resistimos a Dios, sus palabras nos juzgan y Él arregla los ambientes y a las personas, los acontecimientos y las cosas para corregirnos y tratar con nosotros. Al pasar por el juicio y el castigo de Dios varias veces, obtenemos una verdadera comprensión de nuestros propios caracteres corruptos; nos odiamos a nosotros mismos y sentimos remordimiento en nuestro corazón y desarrollamos un corazón de reverencia hacia Dios, disponiéndonos a abandonar la carne y poner en práctica la palabra de Dios. Entonces nuestros caracteres corruptos son eliminados gradualmente. Finalmente, Dios quiere que veamos que Él no solo creó a la humanidad, si no que puede promulgar leyes para guiar la vida de la humanidad en la tierra y ser crucificado para redimir nuestros pecados, pero también puede pronunciar palabras para limpiar nuestros pecados y salvarnos a fondo de las fuerzas oscuras de Satanás. ¡Por eso Dios tomar el nombre de Dios Todopoderoso en los últimos días es tan significativo! De hecho, no importa cómo el nombre de Dios pueda cambiar, Su esencia no cambia, Su identidad y estatus no cambian. En el cielo y en la tierra, sólo hay este, único, verdadero Dios. Aceptar la obra de Dios Todopoderosos de los últimos días no es traicionar al Señor Jesús, sino que es seguir los pasos del Cordero. Pero debido a que no reconocemos la obra de Dios ni entendemos el significado de Él cambiando Sus nombres en diferentes eras, confiando en nuestras propias nociones, creyendo que: “Si Dios que ha regresado en los últimos días y no se llama Jesús entonces Él no es Dios y que si aceptamos la obra de Dios Todopoderosos de los últimos días es traicionar al Señor Jesús. Esto es un entendimiento absurdo. No está en absoluto en consonancia con la voluntad del Señor Jesús. ¡Si seguimos aferrados a esta idea, cerraremos la puerta al Señor Jesús que ya ha venido y nos convertiremos en personas que durante mucho tiempo esperamos la venida del Señor, pero se resisten y traicionan a Él!”

Lo comunicado por la Sra. Fang era como una puñalada a mi corazón — Dios es el Dios Todopoderoso, sabio, pero yo, una pequeña criatura miserable, tenía conceptos sobre el nombre de Dios. ¡Eso es tan arrogante! Pero también le di gracias a Dios porque leyendo la palabra de Dios y escuchando lo compartido por mi hermano y hermana, reconocí cuán significativo es el nombre de Dios Todopoderoso. Esto también me permitió obtener una mayor comprensión de Dios. Comenzar una nueva era, acabar con una era, ser la ofrenda por el pecado de la humanidad y juzgar y castigar los caracteres corruptos del hombre—todas estas son las intenciones de Dios bajo diferentes nombres en diferentes eras. Esta es la única manera en que nuestro entendimiento de Dios pueda ser más comprensivo y preciso.

En las próximas dos semanas leí con ansias el libro entero: El pergamino abierto por el Cordero. Al leer la palabra de Dios Todopoderoso, logré a saber que Jehová Dios en la Era de la Ley dio guía para la vida de la humanidad en la tierra, el Señor Jesús fue crucificado para redimirnos de nuestros pecados en la Era de la Gracia y Dios Todopoderoso en los últimos días ha pronunciado palabras de juicio y castigo para purificar nuestros caracteres corruptos, finalmente nos permite arrancar a fondo nuestra corrupción y ser ganada por Dios. Cada nuevo paso de la obra de Dios se construye sobre la base del paso anterior de ésta; cada uno de los tres pasos han sido progresivamente superiores y aunque las eras no son las mismas y los nombres de Dios no son los mismos, son realizados por un Dios, de principio a fin. Comprendiendo la voluntad de Dios de salvarnos y de conocer el significado de los nombres de Dios, me di cuenta de que aceptar el nuevo nombre de Dios no era traicionarlo a Él, sino que daba la bienvenida a Su regreso. A través de un período de búsqueda e investigación, acepté la obra de Dios Todopoderoso de los últimos días y sigo los pasos del Cordero, ¡Gracias a la guía de Dios!

(Traducido del original en inglés al español por Xinia Arias Quirós )

Scripture quotations taken from LBLA. Copyright by The Lockman Foundation.


Ver más sobre nombre de Dios:

Bienvenido a nuestro sitio web “Caminando con Jesucristo”. Esta página ofrece: Devocionales Cristianos, Sermones Cristianos, Misterio de la Segunda Venida de Cristo y Palabra de Dios, etc., le ayudan a conocer a Jesucristo. Si tiene algunos nuevos conocimientos de nuestros contenidos o algunas confusiones y dificultades en la fe, puede compartirlo con nosotros a través de la función de chat [En línea] en la esquina inferior derecha de la pantalla, y esperamos comunicarnos con usted.